En Desmotivaciones desde:
14.03.2012

 Última sesión:

 Votos recibidos:
bueno 8829 | malo 85
Comentador Nivel 1Veterano Nivel 3Geek

puntos 6 | votos: 14
Deseo ser la parada - obligada en el camino hacia en centro del laberinto de la felicidad;
fortalecer tu ser  hasta convertirlo en esa realidad impalpable;
vivir y sentir una experiencia mucho más intensa que el placer;
esa dicha producida por la ternura y el afecto, 
pues nadie es más feliz que el que ama y se siente correspondido.
puntos 10 | votos: 10
Distraídamente, - azaroso destino lleno de casualidades predeterminadas, 
pierdo la mirada, extraviando la conciencia
para no volverla a encontrar ni ser hallada yo misma;
sintiendo mi boca muda, despertando en el perenne olvido;
perdiendo el tiempo al tratar de no equivocarme, 
errando al abandonar dicho momento.
puntos 8 | votos: 8
Tal vez siempre - me faltará algo, 
siempre tendré algo que mejorar, 
mas en este instante sé,
cuánto puedo llegar a hacer con lo que me queda.
puntos 8 | votos: 8
La respuesta - siempre estuvo en nuestras manos, 
expresando lo innombrable, 
mensajes sutil y profundo, 
que hablaba  incluso antes de manifestarse.
puntos 7 | votos: 7
Me dejo balancear - de manera espontánea y natural, 
como el fluir de la propia vida, 
acunando mi rabia y frustración,
 sosegando el resentimiento y enfado,
sintiendo que ya no tengo prisa por nada, 
descubriendo que poseo más paciencia 
de la que jamás me atreví a soñar.

puntos 14 | votos: 14
Y al no ver - creí estar ciega, 
al no saber hacerlo pensé que jamás podría.
Los milagros no se crean ni se provocan, 
simplemente, se descubren.
puntos 12 | votos: 12
Dejar de esperar, - abandonar esas ensoñaciones de voraz melancolía, 
de agradable y dulce sabor al principio
mas fatídica y peligrosa cuando te dejas arrastrar
por sus lisonjeras falacias.
Ilusión que te consume, 
que te envenena, que te somete a la tristeza.
Se detiene el tiempo eternamente, 
rebosando esas noches de silencios resonantes, 
hasta la muerte de mi memoria.
puntos 8 | votos: 8
La apatía - se apodera de mi cuerpo, 
desencadenando automáticamente, 
a voluntad propia pues yo carezco, 
la pereza que me envuelve y surge desde dentro;
dejadez, pasividad, sin crear armonía, 
distrayendo la importancia del tiempo,
deseando no dejarme afectar por la vida.
puntos 13 | votos: 13
Truncar - con extrema brutalidad esa obra inconclusa, 
formada por porciones de vidas rotas;
partículas estremecedoras de lo que queda de los buenos tiempos, 
tal vez nunca vividos,  ni recordados;
confesar  sin culpa alguna que soy, simplemente, 
 la muerte de los sueños.
puntos 7 | votos: 7
Dejé de vivir - presa bajo la tiranía de la ignorancia, 
actitud que era alimentada de un venenoso fruto;
inconsciencia de desear tener razón, 
provocando miedos, necesidad de protección y desconfianza;
sufriendo de forma inútil  por querer y creer,
 que la realidad se debía adaptar a mis deseos egoístas.

puntos 9 | votos: 9
La verdad que encontré - al finalizar mi camino permaneció en mi conciencia dormida;
nacemos desnudos e inocentes y poco a poco nos vamos vistiendo con
trajes de culpa, harapos  de errores ficticios o reales, 
retales de jirones propios o ajenos.
puntos 16 | votos: 16
Y abandonando - la necesidad de querer comprender lo que sucede, 
disfrutando simplemente de lo que soy, 
logré desinfectarme de la realidad.
puntos 11 | votos: 11
Intento vano - de adivinar el saber descifrar el lenguaje evidente de mi cuerpo;
tocando la melodía del no ser, 
leyendo en el silencio de mis sordas palabras, 
siendo la voz que aleja el silencio.
puntos 7 | votos: 7
No hay tregua - para la pesadilla que me atormenta despierta y consciente;
repto arrastrando sin fuerza, torpe y débil,
las ganas de lo que antaño fue vida raptada.
Suplicando la espera de concluir el suplicio, 
sin poder apropiarme de mi alma.
Por más que lo intente,
es imposible pasar de incógnito por el infierno.
puntos 12 | votos: 12
Dócil instante, - ácido sabor de ilusiones rotas en una gota, 
confrontando miles de de deformes imágenes de una fantasía
distorsionada y perdida;
creando a su vez recordadas delicias, 
encontrando el lugar adecuado, sin saber o entender, 
rompiendo los sueños, decepcionarte para aprender, 
que siempre habrán nuevas falacias por las que creer, 
mas tal vez, no mejores.

puntos 33 | votos: 33
Todo lo que te sucede, - es lo que necesitas para aprender a vivir sin miedo.
puntos 18 | votos: 18
De todos los medios - formas y procedimientos de morir, 
opté por la peor de todas ellas;
la de seguir viviendo.
puntos 10 | votos: 10
Insana necedad, - delirante demencia era su existencia, 
incapacitada al no poder soportar su condena, 
vergüenza de su alma desnuda padecía, 
mancillado su cuerpo por el dolor que ella misma se había causado.
Abrazada a la desilusión de sus brazos, 
para poder sentir por última vez, 
la sensación de calma de algo cálido.
El vacío no la llamaba, no la tentaba, 
tan sólo la envolvía, la consumía como hielo en el infierno.
Presintiendo una presencia fingida, 
dejó partir su alma de ella, 
mas todo fue un ensueño de desengaño, 
pues su alma nunca había estado en su ser.
puntos 8 | votos: 8
El tiempo - se consumía al igual que se agotaba la esperanza;
la juventud pasó ante la inútil espera de lo que jamás vendría;
 los días, los meses, se trasformaron en años...
El silencio la reconfortaba de tal manera, envolviéndola en caricias
sordas, en suspiros incoloros, en lágrimas de estéril fruto, 
 que tan sólo eso la saciaba.
 Los árboles morían y nacían, año tras año;
mientras ella , simplemente,  permanecía en silencio, contemplando
detrás del cristal como la vida transitaba.
El tiempo transcurría y ya no era nada,  ni sombra  era de lo que fue
antaño.
De los sueños rotos recogía la semilla, una tras una, con
determinación,no quería perder ninguna.
Lentamente pasó el momento, hasta que se encontró reflejada en esa
ventana que la separaba de la realidad.
puntos 13 | votos: 13
Creación - que pertenece a un estilo diferente a otros, 
especie de mito sagrado, simple ruido en oídos profanos, 
cuento que abruptamente se transforma en una triste historia de
desolado e hiriente humor absurdo,
 obsceno, digno de burla y hasta vulgar,
 mas de una una fuerza irresistible, 
causa absoluta de mi final,
 pese que sea demasiado brusco.

puntos 7 | votos: 7
Anestesiada - en la más común monotonía, 
me adormezco sin posibilidad de despertarme.
Alimentando mi mente con la rutina que daña y mata, 
sucumbiendo en la tentación, 
de nutrirme con lo prohibido e insano alimento, 
de mentiras envenenadas de felicidad fingida.
puntos 11 | votos: 11
Necesidad - de que algo funcione, 
aunque ese algo sea yo.
Historia esbozada, 
de diversos trozos mal  enlazados, 
que pronto se rompen en pedazos inconexos.
puntos 10 | votos: 12
Me engañaste, - pequé con necia y sincera credulidad, 
creyendo que me dabas esperanzas, 
distante de la realidad, 
pues tan sólo me las estabas vendiendo.
puntos 10 | votos: 10
Cruel caricia - que dejó que los hielos eternos e hirientes, 
 se clavaran como espinas en lo infinito y perenne de mi existencia.
Rosa helada que espera en el olvido, 
fragancia rodeada de voces de sombras marchitas, 
amarga esencia que me conduce al abismo de mí misma, 
al entonar tu nombre al final, calladamente.
puntos 19 | votos: 19
Y seguí criticándome - e insultándome, y fui incapaz de defenderme.
Acepté, pese a mi necedad, 
que cuando has cedido una vez, 
seguirás cediendo siempre.

puntos 13 | votos: 13
Pesa el paso del tiempo, - sabiduría perdida en las lágrimas de la inocencia consumida;
llantos silenciosos  en cíclicos intervalos, 
remediando recuerdos para dejar de recordar, 
mas pasa la vida y más tiempo hay para olvidar.
puntos 11 | votos: 11
Desolador - instante que permanecerá en la eternidad, 
al sorprenderme preguntándome, 
el confiar en ciertas personas.
Devastador reconocer en ese momento, 
que ya no.
puntos 6 | votos: 6
Momentos - que impulsan a un nuevo movimiento, 
transcendentales, cruciales, decisivos.
Instantes del presente, 
me conducen a dejar de hacer todo lo posible, 
para iniciar a realizar todo lo conveniente.
Oportunidad ofrecida, 
adherida oportunamente al presente, 
invitándome atrevidamente, 
a separarme un poco antes de  alejarme completamente.
puntos 20 | votos: 20
Te autoengañas - negando la realidad conscientemente, 
proceso inconsciente que golpea mi existencia, 
al ver en mí el reflejo de lo que deseas.
puntos 8 | votos: 8
Huidiza ilusión - que se fuga de mis manos, 
desapareciendo como efímero humo, 
en el instante incesante,
que fenece y se extingue la llama.

puntos 6 | votos: 6
Sueños e historias, - magia creada de la nada;
tramas imposibles, ilusorios ensueños;
desenlaces, personajes, paisajes, 
todos ellos relatados en páginas, 
letra tras letra, palabra tras palabra.
Encontrando y disfrutando lo nunca visto;
alimentando el alma de miles de vidas, 
miles de veces vividas , soñadas y extrañadas.
Y me dejo llevar por ese libro, 
para algún día, esperanzas vanas, 
sepan leer ese manuscrito en blanco que forma mi alma.
puntos 8 | votos: 8
La pereza - no hará que me conforme 
con una obra ajena que no me pertenezca.
Mi mejor obra de arte será la que muestre mi vida;
existencia imperfecta hecha de de remiendos;
lágrimas, gozos, aullidos, sollozos;
historia deficiente, tal vez desacertada, 
pero una vida realizada con mis propias manos.
puntos 13 | votos: 13
Me distraigo - con la imagen construida en recuerdos idealizados
de la persona que nunca fui;
cubriéndolo con el deseo de lo que quería ser;
proyectando dicha representación burlesca en el ahora;
percepción de infancia pura;
no contaminada y así en conflicto preservada.
puntos 11 | votos: 11
Ver y verme - con otros ojos, trazando inéditas rutas, 
dejando atrás usados mapas en el pasado;
dibujando y creando frescos caminos, 
con novicios pinceles;
viendo, sintiendo, escuchando, vibrando
 con otros extraños sentidos.
Desinfectando los ojos de anteriores miradas infectadas, 
reconociendo y asimilando, 
nuevas e insólitas melodías, 
en una vida que está por escribir, por descubrir, por ser vivida.
Como si nadie me hubiera relatado nunca, 
mi me hubiera detallado que  soy, ni quién ni cómo he de ser.
puntos 13 | votos: 13
Nada respira - en el olvido, 
permanece en el presente y muere por el pasado.

puntos 9 | votos: 9
Mi tiempo se detuvo, - en el crujir de las húmedas memorias;
hasta frenar e interrumpir el olvido congelado, 
retornando de un pasado infectado de muertos y ausentes recuerdos.
Sólo queda la sombra de sal de lágrimas muertas;
tiempo sin mañana que dejó atrás la nana, 
que se sentía en mis latidos.
puntos 9 | votos: 9
Te cierras a la vida - por causa de un dolor, una decepción,
 tal vez por el simple hecho de no sentirte respetado o querido.
Deteniendo el proceso de duelo, 
dejándote en una satírica y absurda situación de continua carencia, 
dependiente de lo único que ya no posees, 
de lo único que conoces y ahora careces.
puntos 13 | votos: 13
Y la lluvia - dejará de ser nostalgia y recuerdos, 
pues haces que el olvido invoque el encuentro soñado;
mojándome el alma, como tu cuerpo moja el mío.
Olvidos que ayer fueron recuerdos, 
recuerdos que mañana serán tangibles, 
tan perpetuos como efímeros,
 mas se prolongaran en el tiempo, 
magnánimo deleite, haciéndote lluvia en mí,
y me confundiré en tu ser, 
tal como las lágrimas en la lluvia se pierden.
puntos 9 | votos: 9
Procedo de la evocación - de un recuerdo postergado;
evocación que no merece ser nombrada.
Derivo de ese tipo de personas,
que no pretenden ser salvadas.
puntos 11 | votos: 11
Sólo tú - consigues excitarme todos los sentidos, 
hasta llegar a anestesiarme el cuerpo.

puntos 7 | votos: 7
Se mostraba - serena, a despecho de su habitual expresión sombría;
haciendo acopio de entereza y calma necesaria
saboreando aquel sencillo y profundo silencio, 
firme, potente y cálido a un tiempo;
aceptando con dicha la tragedia que había asolado su vida.
puntos 11 | votos: 11
Guardaré - mis temores y las inseguridades  que empiezan a nacer, 
a ser presentes e insistentes, 
arañando la superficie de mi confianza, 
para diseccionarlos en otro momento.
Algo que me debo a mi misma, 
algo que me había prometido, algo que tendré.
Aunque tenga que esperar mordiéndome hasta sangrar.
puntos 8 | votos: 8
Sucumbamos - ante esa magia que se encierra en el interior, 
laberintos perdidos y encontrados, 
sin dejar lugar para testigos, 
espías, fantasmas o espacio;
deteniendo el instante perfecto, 
siendo y sintiendo ser sólo nosotros.
puntos 11 | votos: 11
Tal vez sufra, - mas no siento tristeza y el llanto no emana;
y su tiempo se detuvo en mi cuerpo, 
juego de palabras que sólo tú y yo entendemos.
Engranaje descolocado, roto, tal vez oxidado;
no tiene sentido repararlo;
sensación de ser los restos de algo, 
mejor dicho, de uno mismo.
puntos 18 | votos: 18
La muerte se cuida sola, - es la vida la que necesita de nuestras atenciones.

puntos 16 | votos: 16
Intento existir - sin pensar en lo que puede llegar a suceder.
El aquí y ahora es lo único que existe en realidad, 
todo lo demás tan sólo es una ilusión creada por mi mente.
puntos 12 | votos: 12
Y mis cuentos - son inconclusos, 
comunicando con parquedad, teorizando, 
sin esquematizar ni sintetizar, 
escogiendo cuidadosamente las palabras inadecuadas, 
tal vez, para comunicar ideas de todo tipo, 
marginado por completo, 
 el plano emocional del asunto del que escribo.
Un cuento que contar, que crear, mas no creer jamás.
puntos 12 | votos: 12
Dejé de sucumbir - en la inseguridad, 
al asumir que simplemente era consecuencia absurda
de una obsesión desmesurada, 
por sentirme resguardada en un mundo que no lo es.
puntos 11 | votos: 11
Soy esa enfermedad - latente en las personas sanas;
pálida, sudorosa, de aspecto horrible;
risas sonoras que a nadie alegra;
vagas ideas que no logran ser nada más;
sueño que no repara;
ternura que busca ansiosa la angustia de la desolación.
Sobrándome palabras, desbordando silencios, 
mas faltando las ganas.
puntos 12 | votos: 12
Simplemente - porque no quiero, 
ya no siento que me pertenece, 
ni pertenezco a esa necesidad.
Tal vez vuelva a encontrarla algún día, 
tal vez la cobardía ni esté presente esa próxima vez, 
dejando de negar lo que verdaderamente se quiere.





LOS MEJORES CARTELES DE

Número de visitas: 10585937050 | Usuarios registrados: 2033289 | Clasificación de usuarios
Carteles en la página: 7956140, hoy: 6, ayer: 86
blog.desmotivaciones.es
Contacto | Reglas
▲▲▲

Valid HTML 5 Valid CSS!