En Desmotivaciones desde:
31.03.2012

 Última sesión:

 Votos recibidos:
bueno 1078 | malo 38
Veterano Nivel 3

puntos 8 | votos: 8
Momentos tristes - como este son los que marcan una gran experiencia.
puntos 2 | votos: 2
Constantino Romero - D.E.P
	1965-2013
puntos 8 | votos: 8
Crónicas de un año en Desmo - Buff, un año ya, quien lo diría. Sinceramente decidir registrarme en
 Desmotivaciones  aquel 31 de Marzo (Si, ya se que me retraso, pero he
estado meditando en cuales serían las palabras idóneas. En
Desmotivaciones he hecho amigos, conocidos e incluso algunos enemigos,
si, va por vosotros, trolls. Me he divertido bastante y ha sido un
año bastante ajetreado,los 100 carteles,la victoria de España en la
mundial, el supuesto fin del mundo, el nuevo diseño de
Desmotivaciones, la verdad, he hecho muchos carteles, y algunos con
tantos votos (alrededor de 16, 17 o por ahí, que para mi ya son
muchos) que casi me explota la placa madre. Bueno, en resumen, espero
que el resto de años sigan así
puntos 5 | votos: 7
Missingno - Destruyendo partidas desde 1996
puntos 5 | votos: 7
Nuevo diseño de desmo? - IMPOSSIBRU

puntos 5 | votos: 7
Nappa - y su lado sensible que nadie conocía
puntos 4 | votos: 4
Correr por tu vida - lo estas haciendo bien
puntos 6 | votos: 6
Señoras y señores - he aquí la sexta generación de pokemón (si,no es coña,existe)
puntos 8 | votos: 8
Slenderman - hasta en la Edad Media
puntos 8 | votos: 8
Se acaban las vaciones - noooooooooooooooooooooooooooooooooooooo

puntos 6 | votos: 8
Dame un abrazo -
puntos 6 | votos: 6
Un nuevo año - llenao de posibilidades. Feliz 2013
puntos 11 | votos: 11
Mensajes ocultos - que nunca ves a la primera
puntos 0 | votos: 2
Cueva cambiante - el único lugar de Pókemon en el que solo se encuentra un tipo de pókemon: Los zubat
puntos 2 | votos: 2
Russian dancing men - Somos hombres rusos bailando
Ah, sí, somos hombres rusos bailando
Estoy bailando con la gallina púrpura
También tengo este bolígrafo
Somos hombres rusos bailando
Sólo estamos bailando de vez en cuando
Empezamos a las diez y media
Pronto vamos a ir a casa de nuevo
Somos hombres rusos bailando
Nuestro favorito es el Cayenne Pepper
Estamos bailando junto al Big Ben
Venga  varnos a mover boogiear
porque somos rusos y  estamos bailando
Y siempre tenemos pantalones de repuesto
En caso de accidentes mientras Boogieamos
porque a los rusos nos encanta el Boogie.   (Perdonad la lamentable traducción)

puntos 5 | votos: 5
Feliz Navidad - y prospero año nuevo hijos de perrilla
puntos 9 | votos: 9
Suelten al Kraken -
puntos 4 | votos: 4
White face - ACOJONA
puntos 4 | votos: 4
Con esta carta - seré invencible
puntos 4 | votos: 4
Feliz fin del mundo 2012 - (Os dejo un regalito en los comentarios)

puntos 7 | votos: 7
Bienvenidos al Mundo Pokémon - donde unas burbujitas hacen una explosión mas grande que la de un
cartucho de dinamita
puntos 5 | votos: 5
Canario durmiendo - monosidad nivel 100
puntos 5 | votos: 7
Feliz Navidad -
puntos 6 | votos: 6
Alineación planetaria de Giza - El 3 de Diciembre todos a Egipto o a esperar otros 2737 años
puntos 3 | votos: 3
Sonidos infernales - Descripción gráfica

puntos 1 | votos: 1
Escoge a tu campeón -
puntos 8 | votos: 8
Ley de las películas de terror - El único ser vivo que es capaz de entrar en un lugar encantado o
donde haya criaturas malignas sin sufrir ninguna clase de daño
físico o psicológico es el graffitero
puntos 5 | votos: 5
Villanos de videojuego - cada vez más raros
puntos 15 | votos: 17
Entity, la pelicula de Slenderman - Sabes que la vas a ver
puntos 11 | votos: 11
Michael Jackson - FOREVER

puntos 6 | votos: 6
Mr Satán - No era el más fuerte,pero era el que más te hacía reir
puntos 4 | votos: 4
Un dato curioso. - ¿Sabías que los creadores de Residente Evil se basaron en este bicho
llamado Chatterer,de la pelicula Hellraiser para crear a Nemesis?
puntos 9 | votos: 9
Nunca - te burles de slenderman
puntos 2 | votos: 2
Leeroy Jenkins, - murió,pero al menos tenia pollo.
puntos 3 | votos: 3
Némesis - probablemente el mejor mercenario de la historia

puntos 4 | votos: 4
Vamos,acercate - mi escopeta y yo te estamos esperando.
puntos 2 | votos: 2
Estas jodido - y lo sabes
puntos 3 | votos: 3
¿Así que tú - cosechas a las little sisters,eh?
puntos 11 | votos: 11
Slender style - Descripción grafica
puntos 2 | votos: 4
¿Quen non - recorda a Atilano?

puntos 6 | votos: 6
La verdad de Diglett - Its logic
puntos 6 | votos: 6
Polybius - El videojuego “Polybius” , presentado en una cabina de arcade
tradicional, fue lanzado al mercado en 1981 por una semi desconocida
compañía llamada Sinneslöschen. La remesa inicial fue de tan solo
siete máquinas recreativas, que se distribuyeron en algunos salones
recreativos de los suburbios de la ciudad de Portland, en el Estado de
Oregón, EE.UU.
Según dicho relato, adornado con cierta intención de engrandecer la
leyenda del juego, al día siguiente de su salida al mercado las
máquinas ya tenían largas colas para jugar frente a la cabina,
consistente en un mueble de color negro que, como interfaz de control,
contaba con un solo botón y un joystick, siendo el único adorno de
la misma la marquesina con el logo del juego.
Las historias que circulan sobre el juego coinciden en señalar que
había algo siniestro en el mismo: algunos de los que lo probaron
acabaron odiando los videojuegos por completo. Y es que los relatos
sobre sus efectos eran demoledores.
El juego consistía en una combinación de luces y gráficos
vectoriales estroboscópicos, con mensajes subliminales incluidos. En
este sentido era similar a la recreativa “Tempest” , lanzada por
Atari un año antes.
En el juego manejábamos una nave, aunque no era la nave lo que se
movía, sino la pantalla, que podíamos girar con el único mando
disponible. Esto, unido a los vistosos gráficos vectoriales y un
sonido sintetizado muy superior al de otros arcades de la época,
convertía a la recreativa en todo un logro técnico tremendamente
adictivo, según aquellos que la probaron.
No obstante, sus efectos eran demoledores en el subconsciente humano:
brotes epilépticos, mareos, pérdidas de memoria, naúseas,
alucinaciones, e incluso terribles pesadillas. Hay quien habla incluso
intentos de suicidio propiciados por los supuestos mensajes
subliminales del juego, e incluso algunos aseguraban ver caras
demoníacas al mirar indirectamente la pantalla de juego que
desaparecían al fijar la mirada, oían voces ininteligibles, gritos
aterradores, quejidos de dolor o pánico y hasta voces femeninas
diciendo entre sollozos frases como: “¿por qué me haces daño?”.
La máquina era enormemente adictiva al principio, pero al poco tiempo
despertaba en el jugador un odio irracional hacia la misma. Cuanto
más se jugaba, más se generaba en el jugador un odio atroz hacia la
máquina y al mismo tiempo, la capacidad de recordar en qué
consistía o cómo era el juego disminuía, hasta el punto de que el
jugador prácticamente no llegaba a recordar nada del mismo.
El nombre de la supuesta compañía creadora del juego era de por sí
una advertencia: Sinneslöschen, un vocablo alemán que podría
traducirse como “pérdida de memoria” o “inhibición
sensorial”. No obstante, hurgando un poco más encontramos que el
juego fue programado por Ed Rottberg, un empleado de Atari creador de
“Battlezone” .
Algunos dueños de salones recreativos de la época cuentan que era
frecuente ver a señores trajeados de negro supervisando y controlando
el estado de la máquina, tomando notas en sus libretas y hablando con
los jugadores sobre su experiencia. Esto acrecentó la sospecha de que
la máquina pertenecía al gobierno estadounidense.
Por aquellos tiempos se creía que Atari tenía contratos secretos con
el gobierno y que la supuesta compañía alemana Sinneslöschen no era
más que una empresa fantasma bajo la que se escondía la propia
Atari. Una tapadera para enmascarar un experimento secreto llevado a
cabo por el gobierno sobre el sector más joven de la población.
Todo acabó tan súbitamente como había empezado. Transcurrido tan
solo un mes desde la colocación de las máquinas, ocurrió la
tragedia. Un niño de apenas 13 años murió de un ataque epiléptico
mientras jugaba al juego. Al día siguiente, empleados de la
compañía, vestidos como siempre de negro, acudieron a todas las
salas en donde se había instalado el juego y desmantelaron todas las
unidades, haciéndolo desaparecer para siempre.
puntos 2 | votos: 4
Zalgo - Zalgo, es una entidad maligna caótica, asociada comúnmente con la
locura, la muerte, la destrucción, el miedo y el fin del mundo como
lo conocemos.


Una entidad viviendo en otro plano dimensional y que cuando aparece en
el nuestro crea el caos, su sola presencia, es capaz de llevar a una
persona hacia el vórtice de la locura.


En pocas palabras, Zalgo es...  el horror en persona.


Por más que busques en internet, jamás encontraras una respuesta
clara sobre qué es Zalgo, debido a que no existe tal, ya que Zalgo es
algo tan terrible, que no existen palabras para describirlo.


A lo mucho, en la mayoría de las veces, encontraras la siguiente
descripción:


Él espera detrás de la pared, en un palacio de cristal torturado,
servido por legiones forjadas a partir de las lágrimas de los muertos
sin descanso, vestidos con armaduras talladas en el sufrimiento de las
madres.


Él es el mente de colmena que confunde a los vivos, y perpetúa la
tortura de los condenados, él toma los ojos, la ventana del alma, y
elimina la capacidad de sentir cualquier cosa que no sea nada más que
dolor, una vez que los ojos son removidos, el alma es removida, el
cascaron viviente es el testimonio de la crueldad y la condenación
eterna.


No puede ser detenido, así como el miedo no puede ser detenido, es
inseparable de la realidad, ya que existe más allá del velo…
esperando.


Él espera detrás de la pared delgada que ha construido en su alma,
él espera… pero ha de liberarse… y ha de venir.


 
Mi propio Fan-Art
Es una abominación sin ojos, con siete bocas, en su mano derecha
sostiene una estrella muerta, y en su mano izquierda sostiene la vela,
cuya luz es la sombra y se tiñe con la sangre de Am Dhaegar.


Seis de sus bocas hablan en lenguas diferentes, cuando el momento
llegue, la séptima cantará la canción que pondrá fin a la
Tierra”


Zalgo, sin duda alguna, es una de las leyendas urbanas más antiguas y
oscuras que existen en el mundo de la internet.


 
H. P. Lovecraft
Alcanzó tanta popularidad, que rápidamente se convirtió en un meme,
que puede encantar a los aficionados al horror de ciencia ficción.


Muchos creen que Zalgo está inspirado en la mitología
lovecraftniana, sin embargo, el mismo creador (Goon Shmorky) lo ha
negado. En agosto del 2009 él explicó el origen de Zalgo, en un post
en el foro de Something Awful.
Él dijo, y cito:


“Me gusta como la gente intenta adivinar el origen de Zalgo si ni
siquiera saben de dónde viene originalmente, les diré de donde
viene,  viene de mí,  yo solo lo inventé.


Zalgo es algo horrible, Zalgo es algo que comienza, que comenzará
pronto, no tiene nada que ver con Lovecraft, no soy tan nerd como para
tener ese tipo de referencias.


Mirándolo bien es un meme asesino que alguien editó,  (por mí no
hay problema), pero tal vez haga algo cuando menos se lo esperen.”


Zalgo nació el 27 de julio del 2004, en los foros de Something Awful,
cuando su creador, un usuario llamado Goon Shmorky, publicó una serie
de viñetas antiguas, de Nancy y Archie, pero éstas estaban sumamente
modificadas, eran por demás, bizarras.


Los personajes actuaban de forma errática, demencial,  constantemente
invocaban una entidad conocida como “Zalgo”, quien les causaba
unas deformaciones monstruosas en el cuerpo.
puntos 6 | votos: 6
Edward Mordrake - Edward Mordrake, el hombre con dos rostros

Edward Mordrake era un inglés que tenía un rostro extra en la nuca.
De acuerdo a las historias que se cuentan de él, el rostro no podía
hablar ni comer, pero podía reír y llorar.
Edward suplicó a los médicos que le extrajeran este gemelo demoniaco
porque, supuestamente, le susurraba cosas horribles en la noche, pero
ningún médico se atrevió a intentarlo.
Edward cometió suicidio a la edad de 23 años.

En él se dice que Edward Mordrake era heredero de una familia noble
de Inglaterra, su gemelo parásito era en realidad ella y hasta se
escribió una opera con su historia llamada Poor Edward.

Además encontré este otro relato:

“Una de las historias más raras así como de las más melancólicas
de la deformidad humana es la de Edward Mordrake, quien iba a ser el
heredero de una de las familias más nobles de Inglaterra. Sin embargo
nunca reclamó el título y se suicidó a los veintitrés años.
Vivía en un retiro absoluto, evitando las visitas incluso de los
miembros de su familia. Era un joven de grandes conocimientos, un buen
estudiante y un músico de rara habilidad. Su figura era remarcable
por su gracia natural, y su rostro –su rostro natural- era como el
de Antinoo. Pero en la parte de atrás de su cabeza había otra cara,
la de una chica muy guapa, “adorable como un sueño, atroz como un
demonio”. El rostro femenino era una mera máscara, “ocupando
sólo una pequeña zona de la parte posterior del cráneo, aunque
mostrando signos de inteligencia de aire maligno”. Se la había
visto sonriendo y burlándose mientras Mordrake lloraba. Sus ojos
seguían los movimientos del espectador, y sus labios se movían sin
cesar. La voz era inaudible pero Mordrake aseguraba que durante la
noche no podía conciliar el sueño debido a los odiosos susurros de
su “gemela diabólica” como él la llamaba, “que nunca duerme,
pero que me habla de tales cosas de las que sólo se oyen en el
infierno. La imaginación no puede concebir las tentaciones espantosas
en las que me envuelve. Por alguna imperdonable maldad de mis
antepasados estoy cosido a este demonio – porque estoy seguro que es
un demonio. Yo ruego y suplico para que lo eliminéis del mundo,
aunque yo muera”. Estas eran las palabras del desventurado Mordrake
a Manvers y Treadwell, sus médicos. Aunque lo vigilaban
constantemente consiguió procurarse veneno, debido a lo cual murió,
dejando una carta en la que pedía que la “cara demoníaca” fuera
destruida antes de su funeral, “para que no continuase con sus
espantosos susurros en la tumba”. Por petición propia fue enterrado
en tierra baldía, sin ninguna lápida o marca que dejara constancia
de su tumba.”


Pobre Edward
¿Has oído lo que dicen de edward?
En la parte de atrás de su cabeza
Tenía otra cara
Era la de una mujer
O la de una joven.
Decían que quitársela lo mataría
Así que el pobre edward estaba perdido

La cara reía y lloraba
Era su hermana gemela malvada
Por las noches ella le hablaba
De cosas solo mencionadas en el infierno
Era imposible separarlos
Encadenados juntos de por vida

Al final, la campana dobló por su condena
Alquiló unas habitaciones
Y se ahorcó con ella
De los barrotes del balcón
Algunos todavía creer que se liberó de ella
Pero yo la conocía muy bien
Y digo que le llevó al suicidio
Y se llevó al pobre Edward al infierno...
puntos 3 | votos: 3
Mothman - Uno de los misterios recientes más enigmáticos y difundidos es el de
las apariciones del Mothman, o el hombre polilla, un extraño ser cuya
aparición mucha gente cree que suele ser premonitoria de alguna
catástrofe o de avistamientos ovni. Conozcamos un poco más al
Mothman.

Las primeras noticias de avistamiento de esta extraña criatura, datan
de 1960 y tienen su origen en Cornstalk, Virginia, estados Unidos,
donde un padre y su hija viajaban tranquilamente en coche, cuando se
toparon con una extraña figura alada, pero de forma humana, de más
de 2 metros, de grandes e hipnóticos ojos rojos y cubierta de pelo
gris oscuro. Esa visión solo duró unos segundos, pero marcaría sus
vidas.


 
Sus siguientes apariciones fueron en noviembre de 1966, y cuando los
testigos repitieron la descripción calcada de la criatura avistada 5
años atrás, la leyenda comenzó a extenderse por la zona como la
pólvora.
El 1 de noviembre un vecino de la ciudad de Charleston que se
identificó como Richard West comunicó a la policía que un ser alado
con aspecto humanoide, de unos dos metros de altura y unos tres de
envergadura en sus alas, permanecía en lo alto de una vivienda
cercana, para ascender verticalmente “como un helicóptero”.
Destacaban sus brillantes ojos rojos.

El 12 de noviembre de 1966 cerca de Clendenin, en Virginia. Cinco
hombres se encontraban en el cementerio local, preparando la fosa para
un entierro, cuando algo que parecía un ser humano, despegó de
algunos árboles cercanos y voló sobre sus cabezas. Los hombres
estaban confundidos pues no parecía ser un pájaro, sino más bien un
hombre con alas.


 
La noche del 14 de noviembre, dos parejas formadas por Roger y Linda
Scarberry, y por Steve y Mary Mallette, que paseaban en coche en Point
Pleasant (Virginia Occidental), junto a unos depósitos militares,
conocidos como TNT, observaron una criatura de unos 2 m de altura, con
dos alas plegadas a la espalda y que les miraba con dos brillantes
ojos de color rojizo.

Aceleraron, pero a pesar de alcanzar los 160 km/h la criatura les
seguía muy de cerca y sin aparente esfuerzo, a unos metros del coche
y sin agitar sus enormes alas de más de 3 metros de envergadura.
Sólo un fino chirrido, similar al emitido “por un ratón grande”,
acompañaba a aquel extraño ser alado hasta que desapareció.

 
El sheriff, al escuchar excitados testigos, se desplazó de inmediato
a la zona, que albergaba una fábrica de explosivos así como
numerosos depósitos de almacenamiento muchos de ellos subterráneos,
pero no encontró nada, tan solo una leve interferencia en su
radio.“Fueron aquellos dos grandes ojos rojos, como faros de
automóvil, lo que nos sobrecogió”, declararían poco después los
testigos.

A las 10 y media de la noche de esa misma noche, Newell Partridge, un
contratista local que vivía en Salem a unos 90 kilómetros de Point
Pleasant, estaba viendo la televisión cuando la pantalla se
oscureció de repente. Su perro llamado “Bandido”, comenzó a
aullar en el porche delantero por lo que Newell salió a ver lo que
estaba pasando.


 
Cuando salió al porche, Newell vio a Bandido ladrando hacia el
granero que estaba a pocos metros de la casa. Newell apuntó con la
linterna hacia esa dirección y vio dos círculos de color rojo que
comparó con los reflectores de una bicicleta. El perro salió
entonces disparado hacía aquellos ojos rojos, mientras Newell
regresaba a casa en busca de su escopeta. Presa de un temor absoluto,
decidió no volver a salir y durmió aquella noche con el arma sobre
la cama.

El día 16, también en las inmediaciones del antiguo depósito
militar, otro supuesto testigo aseguró haber visto al monstruo: “Lo
vi entre las sombras, era como si se hubiese estado arrastrando en el
piso y lentamente fue poniéndose de pie, de color gris y mucho más
alto que un hombre, con dos terribles ojos rojos”.

Al día siguiente el sheriff George Jonhson convocó una rueda de
prensa en la que varios testigos contaron lo que habían visto a la
prensa. Fue bautizado inmediatamente como Mothman u hombre polilla.


 
La histeria se desató. Decenas de personas confesaron haber sido
testigos del Mothman., y la periodista Mary Hyre comenzó a publicar
artículos sobre este extraño personaje en el periódico “The
messenger”, y comenzó a investigar, hasta que recibió la visita de
dos extraños hombres de negro (otro día hablaremos sobre ellos), que
le aconsejaban dejar de publicar artículos sobre el tema. Mary,
aseguraba que casi cada noche se desvelaba, víctima de un sueño que
se repetía cada madrugada. Veía como el puente de Silver Bridge, que
se sitúa a la entrada de Point Pleasant, se derrumbaba, una
premonición que no andaba muy lejos de la realidad, como veremos más
adelante.


 
La siguiente que se llevó el susto de ver a al extraño ser alado,
fue Marcella Bennett, que observó con nitidez como una figura
humanoide gris se levantaba del suelo, detrás del vehículo.
“Parecía como si hubiera estado tumbado en el suelo. Se levantó
lentamente. Era un ser grande y gris, mayor que un hombre, con unos
ojos rojos resplandecientes, terribles”. La impresión que le causó
aquel ser fue tan grande y el efecto hipnótico de sus ojos ubicados
en el torso tan penetrante, que la testigo cayó aturdida al suelo
junto con su pequeña, entrando en la casa de la mano de uno de sus
acompañantes. Atrincherados en la vivienda sintieron como la criatura
merodeó por fuera durante unos minutos, e incluso la vieron mirar a
través de las ventanas al interior de la casa.

El 25 de noviembre, en un campo de cultivos a las 7,15 de la mañana
un testigo declaró que cuando se dirigía a su trabajo, una figura
humana de color grisáceo, se elevó verticalmente desde el suelo y se
abalanzó contra su coche. Aceleró, pero el Mothman lo estuvo
siguiendo, dando vueltas sobre el vehículo como si estuviera jugando,
durante varios kilómetros.


 
Al día siguiente, Ruth Foster observó la criatura fuera de su casa,
en su jardín,y el 27, la joven Connie Carpenter vio como un hombre
vestido de gris desplegó una enormes alas y se dirigió contra su
coche, desviándose cuando estaba a punto de impactar. “Aquellos
ojos. Eran de un rojo intenso, y una vez fijos en mi, yo no podía
apartar los míos de ellos”, aseguró la testigo al investigador
John Keel, un conocido periodista, que por cinco ocasiones se
desplazó hasta Virginia Occidental para recoger in situ cientos de
testimonios y publicarlos en su revista “The fliying sauce
review”( “La revista de los platillos volantes”).


 
El 4 de diciembre, varios pilotos pertenecientes a la base militar
cercana de Galípolis, también habrían observaron al monstruo
maniobrando y planeando sobre el río, y que pudieron calcular que iba
a unos 100 m de altura y a casi 100 km por hora. Posteriormente le
habría seguido con sus aviones con la intención de fotografiarle,
pero se dice que no pudieron ya que el ser habría desaparecido en uno
de sus movimientos cerca de un espeso bosque y así siguieron los
avistamientos con al menos 100 testigos.

En medio de tal fiebre, comenzaron a desatarse las especulaciones,
unos decían que era un ángel que venía a avisar de una catástrofe;
otros, que era un demonio que venia a causarla, que era una criatura
mutada por la radioactividad de la zona, e incluso de una maldición
lanzada 500 años atrás por un líder indio llamado Hokolesqua, antes
de morir víctima de una emboscada.

Junto a las apariciones del Mothman se multiplicaron también los
avistamientos OVNI, y la presencia de unos extraños hombres vestidos
de negro como los que interrogaron a la periodista Mary Hyre


 
Casualidad o no, los avistamientos del Mothman cesaron la noche del 15
de Diciembre de 1967 cuando el puente de Silver Bridge, de 700 metros
de largo que cruzaba el río Ohio, se desplomó, acabando con la vida
de más de 46 personas, como sucedía en el repetitivo sueño de Mary
Hyre, que asombrosamente, se encontraba en ese momento en el puente
junto a varios testigos más de las apariciones.. El Mothman nunca
más volvió a ser visto allí.
 
Con todo el material recogido esos años, John Keel, escribió “The
Mothman Prophecies” (las profecías del Mothman”), que sería
llevado al cine en 2002 y protagonizada por Richard Gere.


 
En Virginia estos sucesos siguen vivos, y el productor de
“expediente x”, Cris Carter, también dedicó un episodio de la
popular serie a esta criatura que desde luego, es una de las que más
testigos ha tenido en el mundo paranormal.

Si encuentra asombrosa la historia del Mothman y del Silver Bridge, no
es la única persona. Tampoco es la única vez que se ha relacionado
al Mothman con un gran desastre, a ver si es capaz de decir si las
siguientes historias son fruto de la rica imaginación de alguien o
episodios reales de la leyenda del Mothman…

puntos 2 | votos: 4
Smile dog - Recibí hace poco una cadena reenviada por un viejo amigo de la
secundaria. Digo amigo porque no me queda más remedio, aunque a fin
de cuentas, en mi memoria y quizás en la suya no nos llamemos como
nada más que conocidos. Es común recibir alguna mentira con cierta
malicia de fondo (recolectar e-mails, por ejemplo) en la bandeja de
entrada; que hotmail se cierra y que cobrará cantidades exorbitantes
por su servicio, que alguna organización de caridad donará una
cantidad que se antoja risible a la causa de salvar a un pequeñuelo
envuelto en las llamas de alguna enfermedad maldita e incluso una foto
o un video que se nos pide observar con atención para notar cierto
detalle y que es interrumpido de súbito por alguna imagen bizarra y
un grito (lo que en youtube ha venido llamándose, screamer); pero
tengo que aceptar que la presente cadena tiene cierto encanto
particular. Supongo a mi conocido eligiendo mi nombre de una lista de
lo que le importa menos para quitarse de encima una supuesta
maldición, yo, quizá no menos malicioso, pero sí más festivo, lo
comparto aquí con la finalidad de compartir una cierta clase de
parálisis momentánea.



El día que conocí a Mary E., un día de verano de 2007, realmente
terminé hablando con una puerta; bueno, más que hablar con una
puerta, escuché los sollozos y las plegarias que venían del otro
lado de esa puerta. Hablé con Terence, el esposo de Mary durante 15
largos años. Mary aceptó verme porque a mi edad era imposible que
trabajara para algún periódico y en realidad, yo no parecía otra
cosa que un estudiante obsesionado con algunos temas, ocupado en su
carrera y -si todo salía de acuerdo al plan- esperanzado en escribir
algunas piezas de ficción, en algún momento; y eso era todo lo que
yo era.

Obtuve la dirección de su casa y acordé visitarlos en un fin de
semana en el que yo estaría en Chicago visitando a una tía. Terence
me recibió, Mary se había encerrado en su habitación. Acampamos
junto a la puerta durante media hora. Terence intentó calmarla,
convencerla de que saliera, pero fue inútil. Me entretuve tomando
notas desde el banquillo en el que el marido me instaló. No quise dar
la entrevista por perdida y traté de escuchar la discusión, captar
algún dato. No logré entender mucho de lo que Mary dijo, estaba
histérica y no paraba de repetir algunas cosas sobre sus pesadillas.

Tras varios intentos, Terence tiró la toalla y se disculpó conmigo.
Abandoné la casa un tanto desanimado, pero logré convencerme de que
aquello no era para tanto, después de todo, esto era un pasatiempo y
nada más. Además, si Mary nunca lograba salir de su cuarto, tenía
que haber alguien más. Mary era la administradora de un pequeño foro
electrónico de anuncios (un BBS), con base en Chicago, en 1992,
cuando tropezó con smile.jpg y su vida cambió para siempre.

Tenía apenas cinco meses de casada cuando pasó a formar parte de los
cuatrocientos usuarios que, se estima, abrieron el hipervínculo;
ella, sin embargo, es la única que ha hablado abiertamente sobre la
experiencia. El resto han permanecido en el anonimato o quizá han
muerto. Fue en 2005, cuando apenas cursaba la preparatoria, que
smile.jpg atrajo mi atención por mi creciente interés en los
fenómenos surgidos en internet; Mary solía ser la víctima que se
citaba para darle credibilidad a un fenómeno que también llegó a
denominarse como smile.dog.

Lo que más me atraía era el absoluto silencio en internet sobre la
cuestión, la gente familiarizada con los rumores y dispuesta a hablar
sobre ellos los consideraba apenas un Hoax, pues incluso dedicando
algunas horas a la tarea, es imposible encontrar la imagen.
Ciertamente, existen muchas fotos manipuladas con la finalidad de
hacerse pasar por la original y es eso lo que uno va a encontrar en
los primeros intentos con cualquier buscador.

A la imagen original se le atribuyen efectos colaterales muy
significativos: ansiedad aguda, delirio y en algunos casos, epilepsia.
Creo que ese es el principal motivo de que el archivo sea apenas una
sombra, un fantasma que suele mencionarse de vez en cuando. ¿La
censura del tópico se apoya en el escepticismo o en el miedo? Ni
smile.jpg, ni smile.dog son mencionados en Wikipedia aunque virales
más escandalosos como goatse (hello.jpg) o 2girls1cup, cuentan con su
propia entrada; así mismo, cualquier intento de subir una
contribución referente a smile.jpg, es sistemáticamente eliminada
por cualquiera de los múltiples administradores de la enciclopedia en
línea.

Al parecer, ya se hablaba de smile.jpg en los remotos tiempos de
usenet, e incluso existe una historia muy persistente sobre un hacker
que en 2002, inundó los foros de sátira y humor de Something Awful
con la imagen, volviendo epilépticos a casi la mitad de su público.
Se cuenta también, que para finales de la década de los noventa, una
cadena circuló vía eMail con el asunto: “SONRÍE, DIOS TE AMA!”.
Sin importar los altos márgenes de exposición que estos eventos
supondrían, pocas personas admiten haber tenido contacto con el
archivo y hasta ahora, ninguna página o vínculo convincente ha sido
descubierto.

Aquellos que claman haber visto smile.jpg, suelen alardear agregando
que en el momento en que lo vieron estaban muy ocupados como para
guardar una copia en su disco duro. De cualquier modo, las
descripciones de las presumibles víctimas suelen tener algunos puntos
de coincidencia: un perro (cuando se especifica su raza, un husky
siberiano), iluminado por el flash de la cámara en una habitación en
penumbras; el único detalle que se distingue en la imagen es una mano
que surge desde la penumbra y usualmente, no parece hacer nada más
que “posar”, hacia el margen izquierdo.

Por supuesto, el enfoque de la imagen es el perro (o la criatura
similar a un perro, como también suelen llamarlo:el animal muestra
una par de filas de enormes, blancos y afilados dientes, con un gesto
que casi parece humano. Se suele agregar que la imagen se ha quedado
dentro de la cabeza del espectador y que conforme se repite, vuelve en
momentos de distracción durante el día, esta va envolviendo la
mente, hasta el punto en el que la imposibilidad de pensar en otra
cosa se confunde con la sensación de no poder mirar hacia otra parte
y la imagen comienza despertar impresiones en los otros sentidos.

Estos –por llamarlos así- episodios, parecen estar relacionados con
los diagnósticos de epilepsia y también con la aparición de
pesadillas, nítidas y paulatinamente más inquietantes. Después de
que la condición empeora, el testigo suele terminar medicado y esto,
al menos en algunos casos, suele mitigar el proceso. Supongo que el
tratamiento que Mary E. tomaba, no fue parte de esos casos.

Después de regresar de Chicago, me dediqué a enviar mensajes de
solicitud a varios grupos de noticias, foros, sitios y listas de
correo, esperando encontrar el nombre de algún supuesto testigo de
smile.jpg que sintiese la necesidad de dar su testimonio. Pasó
demasiado tiempo sin ninguna respuesta y en algún momento, mi
curiosidad comenzó a apagarse: me encontraba camino a exámenes
finales. Mary me envió un mail, a principios de Marzo de 2008:

Para: jml@****.com

De: enherM@****.net

Asunto: La entrevista del año pasado


Todavia tengo mucha vergüenza por el modo como te traté cuando me
visitaste. Espero comprendas que no tuviste nada que ver con esto, fue
por mis problemas… creo que hubiera podido ser más amable y espero
que me perodnes. Tenia mucho miedo.

Me siento acosada. He vivido así durante 15 años. El perro viene a
mí en mis sueños, cada noche. Se que parece mentira, pero es cierto.
Hay algo, un color, algo que hace que las pesadillas que tengo no se
parezcan a ningun sueño que hubiera tenido antes… ya no recuerdo
tanto los sueños que tuve antes. En mis sueños, nunca me muevo.
Nunca hablo. Simplemente estoy mirando la escena de esa foto horrible,
veo la mano, veo el perro y el perro habla.

He pensado qué hacer durante mucho tiempo… he tenido mucho tiempo
para pensarlo. Me imagino que se lo hubiera podido enseñar a algun
compañero, a algun extraño, incluso a Terence aunque la diea no me
gustara. Cada noche durante quince años, smile.dog ha venido a mis
sueños y me ha exigido que difunda la palabra palabra y entonces, si
el perro cumple con su palabra palabra, me dejara en paz.
Lo que me detiene es pensar en lo que haria si me miente y si no la
cumple. ¿Y si todo se pone peor después de que lo obedezca, entonces
que?

Asi que nunca le he hecho caso. Durante 15 años mantuve el diskette
escondido entre mis cosas. Todas las noches viene y me exige que
difunda su palabra palabra. Pero yo he aguantado. Muchos de mis amigos
del foro, los que vieron el archivo, dejaron de postear y leugo se
mataron. Otros simplemente desaparecieron y no supe más de ellos. Son
los que mas me preocupan ¿que decidieron? ¿le hicieron caso?

Perdoname pero cuando hablaste con mi esposo y acordaron una cita yo
sentia que al fin me iba a volver loca. Habia decidido darte el
diskette. Ya no me importaba si el perro estaba mintiendo o no, queria
que todo terminara, como fuera. Tu eres un extraño, alguien de quien
no tengo idea de su vida y con la que no me siento obligada a nada.
Por eso pensé que sería mas facil, dártelo para tu investigación y
que no me importara que fuera a pasar contigo. Pero antes de que
llegaras me vi en el espejo y me di cuenta de lo que estaba haciendo:
estaba apunto de arruinar tu vida para siempre.

No pude soportarlo, todavía no puedo. Tengo mucha vergüenza de lo
que estuve a punto de hacerte y todo lo que espero es que esta
advertencia haga que recapacites y dejes de buscar el archivo. Porque
puede que te encuentres con alguien mas débil o más inconciente y no
dude en obedecer sus palabras las palabras. Todavia estas a tiempo de
detenerte.

Sinceramente, Mary E.

Terence me llamó unos días después, estaba en la ciudad y quería
verme, lo cité en un café. Mary se había suicidado. Después de
cremarla, había decidido revisar sus cosas, sus cuentas de correo y
su ordenador. Fue hasta que me contó que había dado con el email que
su esposa me mandó, que me di cuenta del verdadero estado en el que
se encontraba: era poco lo que quedaba del carácter afable y seguro
con el que me había encontrado el año pasado. Me pidió que hiciera
caso de lo que su esposa me había advertido. Había encontrado el
diskette, etiquetado simplemente como dog, en una estantería, en
medio de un libro. Lo había roto y le había prendido fuego hasta
volverlo nada más que un pedazo de plástico negro y retorcido.

—Silbó— me dijo. Noté su rostro palidecer mientras intentaba
tragar saliva y luchaba por explicarme, por encontrar las palabras
correctas para explicarme, —la cosa silbó, la cosa…—, trató de
disimular el tono de su voz el temblor de sus manos, dándole un trago
a su taza de café: —… la cosa aulló cuando se estaba
quemando…—. Noté el cambio en su cara, conforme se daba cuenta de
lo que me estaba diciendo —como, como si fuera un animal, vivo.

Me conmovió, quizá demasiado. Tengo que admitir que no supe como
manejar mi encuentro con Terence. Si esto era una broma, era una muy
buena. Pensaba, para calmarme, que todo era un engaño. Parecían una
pareja seria, pero hey, quién sabe, quizá sólo se habían estado
divirtiendo. Luego encontré el obituario de Mary e incluso, encontré
una pequeña nota que cubría su muerte en la sección policíaca de
un tabloide de Chicago. Estaba muerta, al parecer, aunque ni la nota
ni el obituario decían nada acerca de un suicidio.

Decidí abandonar definitivamente, mi pasatiempo, sobre todo porque
estaba por finalizar el semestre y tenía que concentrarme en los
exámenes. El mundo tiene formas extrañas de ponernos a prueba. Casi
después de un año completo de que viera al esposo de Mary, recibí
otro mail:

Para: jml@****.com

De: elzahir82@*******.com

Hola:

Encontré tu correo electrónico en una lista de correo. Tu perfil
decía que estabas buscando a smiledog. Yo la vi y no es tan mala como
todo el mundo dice. La adjunto. Hay que difundir la palabra palabras.



El fin del mensaje todavía me da escalofríos.

Mi cliente de eMail mostraba un archivo adjunto. Su nombre, como era
de esperarse, era smile.jpg. Consideré si bajarlo o no. Era muy
probable que fuese falso, todo lo que había pasado no volvía más
probable otro resultado; además, aún no estaba completamente
convencido de los dichosos poderes de un simple fichero. El caso de
Mary E. me había sacudido, claro, pero, ¿no era una paciente
psiquiátrica de cualquier forma? Además, ¿Cómo es que una simple
imagen podría hacer lo que se supone que esta hace? ¿Qué clase de
criatura es capaz de romper la mente de un ser humano usando como
único medio, sus ojos?

Por otro lado, no todo podía ser una mentira, algo tenía que existir
del otro lado de la leyenda. Si descargaba la imagen, si la miraba, si
al final de todo resultaba que Mary se encontraba en lo correcto, si
smile.dog venía a mí en mis sueños a exigirme que difundiera su
palabra palabras, ¿qué haría entonces, viviría como lo hizo Mary,
luchando con todas mis fuerzas durante el resto de mi vida, para no
rendirme ante las ordenes de la criatura, hasta finalmente sucumbir a
mi propia muerte o mi propia locura? Y si elegía el otro camino, ¿a
quién le cargaría algo como esto?

En mi intención original, que era escribir un artículo corto sobre
smile.jpg, había pensado que podía anexar la imagen como evidencia,
pero en esos momentos no esperaba que cualquiera que leyera el
artículo, cualquier interesado, terminara afectado. Asumiendo que el
archivo adjunto en el mail, fuera genuino, ¿sería lo suficientemente
malicioso como para salvarme a mí mismo de esta forma?
»Croquetas de emergencia para su nueva mascota

* Excepto por los seudónimos empleados para los involucrados en la
historia y por ende la localización de la nota que JLM argumenta
haber encontrado sobre la muerte de Mary E. en un tabloide de Chicago
publicado durante el 2008 (señas suficientes como para dar con una
migraña antes que con algo concreto); la existencia de un foro de
discusión llamado Something Awful abatido por un terrorista
electrónico durante el 2002 a base de inundar su tablero con la
imagen de smile.dog y la publicación original de este artículo en
alguna parte, en cualquier parte, antes que en una cadena de correo
electrónico, todo lo demás es rigurosamente cierto:

* Usenet es uno de los primeros intentos por diseñar un equivalente
de arpanet para el público civil, que se remonta a los primigenios
años del continente favorito de la gente solitaria; el proyecto
progresó y no y a estas alturas es bien considerado una extraña
pieza de museo que requiere del contexto adecuado por parte de quién
lo admira para deducir su intrínseco valor histórico.
* Los BBS no parecen tener una traducción decente al español, lo que
se explica por la adición, digamos, tardía, del mundo
latinoaméricano a la extrapolación informática del mundo, del que
el occidente y el oriente primer mundistas gozan desde unos buenos 20
años; wikipedia en español sugiere el término Sistema de Tablón de
Anuncios, pero como puede leerse, resulta claramente cacofónico y si
intentamos emular este pedazo de historia con la participación de la
américa hispanohablante, difícilmente hubiese elegido un término
tan cuadrado; tablón o tablero de anuncios quizá podría servir,
pero el término se sigue antojando al menos, incompleto.
* Wikipedia no contiene una entrada relacionada con smile.jpg, si bien
comprobar que todo administrador que lea la referencia eliminará de
inmediato la entrada, es una tarea engorrosa para la que este
tecleador no se siente listo; el dato no deja de ser significativo, en
tanto que otros fenómenos virales parecen ser incluso, éxitos de la
denominada enciclopedia en línea.

*Mary E., es también el nombre apuntado sobre la etiqueta de una
cinta vhs encontrada en el fondo de uno de esos clásicos pozos a los
que se les atribuyen poderes para conceder deseos con la ayuda de una
moneda de cualquier denominación y tiempo. El pozo se encuentra en el
costado oeste de una casa de campo en el condado de Halifax, en
Carolina del Sur. La cinta fue grabada en la cocina de la propiedad,
seis meses antes de que ser encontrada por un dueño confundido por el
eco anormal que su moneda provocó al caer hasta el fondo de un pozo
súbitamente vacío. En ella, una mujer fija con paciencia la
videocámara sobre su tripie y la apunta para enfocar la estufa; a
continuación abre la trampilla del horno y gatea dentro y finalmente,
desde su interior, la cierra. La cinta cubre media hora de la
inmolación, suficiente tiempo como para ver la estufa dando un par de
saltitos y luego, un humo negro y espeso apenas asomándose. Los
dueños de la propiedad no identificaron a la invasora cuando
encontraron su cadáver en el horno, ni en el video, como nadie que
pudieran conocer y hasta la fecha, quién detuvo, etiquetó y lanzó
la cinta al pozo después de cuarenta y dos minutos de grabación,
sigue siendo apenas una conjetura del sentido común. Presumiblemente,
este rumor inspiró a los creadores de The Blairwitch Proyect y
respecto a pozos propiamente malditos, Ringu contiene al menos una
cita memorable sobre las cualidades de difusión de los medios en los
que la humanidad se encuentra sumergida:

— Esta clase de cosas… no comienzan con alguien contando una
historia. Es más como si el miedo de todos hubiese cobrado vida.

—El miedo…

— O quizá no se trata de nuestro miedo, tal vez es lo que
secretamente esperamos que sea cierto.

*De compartir mis propios hallazgos, cierto colega que aquí llamaré
Ethel, me informó de una versión menos trabajada y en inglés, que
implica que la cadena que recibí en mi bandeja de entrada, es una
traducción con modificaciones menores. Si así lo es, prefiero la
versión que ahora comparto y en ese caso, no veo el motivo para la
calma inmediata: suponiéndolo todo un embuste alimentado por la
imaginación de algunos ociosos, e incluso si una persona cree haber
escrito el símil de un artículo, otra ha manipulado una fotografía
de su perro hasta conseguir cierto efecto inquietante y otra quizá ha
pegado todo en una cadena de correo electrónico o bien ha practicado
una traducción del español al inglés o del inglés al español
¿qué motivos han inspirado a todos?, ya que el móvil de la criatura
prevalece sin alteraciones ¿qué nos hace pensar que todos los
implicados finales no somos nada más que marionetas de una entidad
únicamente interesada en hacerse escuchar, en difundir su palabra
palabras?
en mi opinion: e visto la imagen, y cuando la ves, no da miedo, pero
si sientes una sensación rara, despues de un rato que ya había visto
la imagen, no estaba pensando en nada, pero se me venia a la cabeza
esa imagen del perro, y la verdad no me dejo dormir agustamente, la
imagen del perro se me vino a la cabeza la mayor parte de la noche, y
sentia un miedo sin escape.

de momento ya se me a olvidado esta imagen, espero que esta noche no
me vuelva a suceder lo mismo.
puntos 9 | votos: 9
El experimento ruso del sueño - “Investigadores Rusos a finales de los 40´s mantuvieron a 5
personas despiertas por 15 días utilizando un estimulante basado en
gas. Los tuvieron encerrados en un ambiente sellado para monitorear
cuidadosamente el uso de oxígeno, de manera que el gas no los matase,
debido a las altas concentraciones de gas. Esto fue antes de que
existiera el circuito cerrado, por lo que tuvieron que usar
micrófonos y ventanas con grosor de 5 pulgadas para observar a los
sujetos.. El cuarto estaba lleno de libros, cobijas para dormir -pero
ninguna cama-, agua corriente, baño y la suficiente cantidad de
comida para que los 5 sobrevivieran por un mes.

Los sujetos de prueba eran prisioneros políticos y de guerra
declarados enemigos del estado durante la Segunda Guerra Mundial.

Todo estuvo bien por los primeros 5 días; los sujetos rara vez se
quejaban después de que (falsamente) se les había prometido su
libertad si aceptaban tomar parte de la prueba y no dormir por 30
días. Sus conversaciones y actividades fueron monitoreadas y los
científicos notaron que conforme pasaba el tiempo, ellos hablaban
sobre incidentes traumáticos de su pasado.

Después de 5 días se empezaron a quejar de las circunstancias y
eventos que los llevaron a donde estaban y empezaron a demostrar
paranoia severa. Dejaron de hablar entre ellos, y comenzaron a
murmurar de manera alterna en los micrófonos. De manera extraña,
todos parecían creer que podían ganar la confianza de sus captores
si traicionaban a sus camaradas. En un principio se creyó que esto
era un efecto del gas.
Después de 9 días, el primero de ellos empezó a gritar. Corría por
todo el cuarto gritando repetidamente por 3 horas seguidas. Después,
trato de continuar gritando, pero solo podía dar un grito ocasional.
Los científicos postularon que físicamente se había destrozado las
cuerdas vocales. La parte mas sorprendente de este comportamiento fue
como sus compañeros reaccionaron a esto. O mejor dicho, como no
reaccionaron… Continuaban murmurando en los micrófonos hasta que el
segundo de los prisioneros comenzó a gritar. Dos de los prisioneros
que no gritaban, tomaron los libros y llenaron pagina tras pagina de
sus propias heces, y de manera calmada, los pusieron sobre las
ventanas del cuarto. Los gritos cesaron de repente.

Al igual que los murmullos de los micrófonos.

Pasaron otros 3 días. Los investigadores checaban los micrófonos
constantemente para asegurarse de que trabajaban, porque creían que
era imposible no escuchar sonidos con 5 personas dentro. El consumo de
oxigeno indicaba que los 5 debían seguir vivos. De hecho, el consumo
de oxigeno era el necesario para 5 personas que hacían ejercicio
extenuante. En la mañana del catorceavo día, los investigadores
hicieron algo que no debían hacer para llamar la atención de los
prisioneros: Utilizaron el Intercom dentro del cuarto, esperando
provocar respuestas de los prisioneros, pues temían que estuviesen
muertos, o en estado vegetal.

Anunciaron: “Abriremos el cuarto para probar los micrófonos.
Aléjense de las puertas y acuéstense con las manos atrás en el piso
o se les disparara. Se le otorgara la libertad a uno de ustedes si
obedecen”.

Para su sorpresa, escucharon solo una frase, con voz calmada: “No
queremos ser liberados”.

Hubo gran debate entre los investigadores y fuerzas militares que
financiaban el proyecto; sin poder provocar mas respuestas utilizando
el Intercom, finalmente se decidió abrir el cuarto a la media noche
del día numero 15.


Se limpio el gas del cuarto, y se lleno de aire fresco.
Inmediatamente, voces de los micrófonos, empezaron a objetar. Tres
voces diferentes rogaban por la vida de sus seres queridos, que
encendieran el gas nuevamente. Se abrió el cuarto para sacar a los
prisioneros. Gritaron mas fuerte que nunca, al igual que los soldados,
cuando vieron lo que había dentro: Cuatro de los sujetos seguían
“vivos”.

Las raciones de los pasados 5 días no habían sido tocadas. Habían
pedazos de carne de las costillas y pantorrillas del sujeto muerto
colocados dentro del drenaje del centro del cuarto bloqueándolo,
permitiendo que 4 pulgadas de agua se acumulara en el piso. Los cuatro
“sobrevivientes” también tenían pedazos de piel y carne
arrancada de sus cuerpos. La destrucción de tejidos y la exposición
de huesos en la punta de sus dedos indicaba que las heridas fueron
infligidas por las manos, y no con los dientes, como era de suponerse.
Al examinarlos, se descubrió que la mayoría de las heridas fueron
auto infligidas en su mayoría.

Los la piel y los órganos detrás de las costillas fueron removidos;
mientras que el corazón, los pulmones y el diafragma seguían en su
lugar. El tracto digestivo de los cuatro sujetos podía verse
trabajar, digiriendo comida. Rápidamente se hizo aparente estaban
digiriendo su propia carne, y que ellos la arrancaron y se la comieron
en el transcurso de los días.

La mayoría de los soldados eran fuerzas especiales Rusas en las
instalaciones, pero aun así, muchos se negaron a regresar al cuarto
para sacar a los prisioneros. Éstos sin embargo, insistían a gritos
que los dejaran dentro y de manera alterna rogaron y demandaron que se
encendiera el gas nuevamente, para evitar quedarse dormidos.

Para sorpresa de todos, los sujetos pusieron una resistencia feroz
durante la extracción. Un soldado Ruso falleció cuando un sujeto le
mordió el cuello, otro fue gravemente herido cuando otro de los
prisioneros le mordió la arteria femoral y los testículos. Otros 5
soldados perdieron la vida, si se cuentan a aquellos que se quitaron
la vida en las semanas consecuentes al incidente.

Durante la lucha, uno de los prisioneros daño su bazo, sangrando de
manera casi inmediata. Se intentó sedar al sujeto, pero fue
imposible. Se le inyectó más de 10 veces de la dosis humana de
Morfina, y aun así lucho como un animal rodeado, rompiendo las
costillas y un brazo de un doctor. Se veía latir su corazón al
máximo por dos minutos completos, mientras se desangraba, y continuó
gritando por mas de 3 minutos, atacando a quien se le acercara,
repitiendo la palabra “más” una y otra vez, cada vez mas débil,
hasta que cayó en silencio.

Los otros 3 sobrevivientes, fueron inmovilizados fuertemente y
llevados hacia instalaciones médicas. Dos de ellos, con cuerdas
vocales intactas, demandaban continuamente más gas para permanecer
despiertos.



El más herido de los tres, fue llevado al único cuarto de cirugía
que había en las instalaciones. En el proceso de su preparación para
colocar nuevamente sus órganos en su lugar, se notó que el sujeto
era totalmente inmune a los sedantes. Peleó furiosamente cuando el
gas anestésico se le estaba colocando. Se necesitó un poco más de
anestesia de la normal para sedarlo, pero al momento que sus ojos se
cerraron, su corazón se detuvo. En la autopsia, se encontró que en
su sangre había 3 veces la cantidad normal de oxígeno. También se
rompió 9 huesos en la lucha para no ser controlado.

El segundo sobreviviente, era el que primero gritó del grupo. Con sus
cuerdas vocales destruidas, el no pudo objetar la cirugía, y solo
reaccionaba agitando violentamente la cabeza en desacuerdo cuando se
le administraba el gas anestésico. Afirmó violentamente con la
cabeza cuando alguien sugirió hacer la cirugía sin anestesia, y no
reaccionó durante la misma, que duro 6 horas en la cual se intentó
reemplazar sus órganos abdominales y cubrirlo con lo que quedaba de
su piel. El cirujano afirmó que era médicamente imposible que el
sujeto siguiera con vida. Una enfermera aterrada que ayudó en la
cirugía, comento que la boca del paciente formaba una sonrisa cada
vez que sus ojos se encontraban.

Cuando la cirugía termino, el sujeto miró al cirujano y empezó a
hacer sonidos fuertemente, como tratando de hablar. Asumiendo que esto
era de gran importancia, el cirujano le entrego un papel y una pluma,
para que el paciente pudiera comunicarse. “Sigue cortando”
escribió…

Se le hizo la misma cirugía sin anestesia a los otros dos sujetos. Se
les tuvo que inyectar un paralítico, pues ellos reían
constantemente, y le era imposible realizar la operación al cirujano.
Una vez paralizados, solo podían interactuar con sus ojos. En el
momento en que pudieron hablar nuevamente, exigieron una vez más el
gas estimulante. Los investigadores trataron de averiguar porque se
lastimaron de esa forma a si mismos, y por qué querían el gas
nuevamente.

La única respuesta fue: “Debo permanecer despierto”.

Se reforzó a los 3 sujetos y los devolvieron al cuarto, para espera
de su destino. Los investigadores, enfrentando la furia de sus
“benefactores” militares por haber fallado las metas del proyecto,
consideraron dar eutanasia a los prisioneros. El comandate, un ex-KGB
vio potencial en el proyecto, y en su lugar decidió ver que pasaría
si ponían el gas nuevamente. Los científicos se negaron
rotundamente, pero al final, tuvieron que aceptar.

En preparación para ser sellados nuevamente en el cuarto, los
prisioneros, fueron conectados a un monitor EEG. Para sorpresa de
todos, los tres dejaron de pelear en el momento que se dieron cuenta
que los regresarían al gas. En este momento, era obvio que los tres
estaban haciendo un gran esfuerzo por mantenerse despiertos. Uno de
los prisioneros estaba murmurando una canción; el sujeto mudo,
peleaba con sus ataduras de piel, como si tratara de enfocarse en
algo. El último sujeto mantenía su cabeza en la almohada, y
parpadeaba rápidamente. Siendo este el primero al que se le puso el
EEG, la mayoría de los investigadores monitoreaban sus ondas
cerebrales con sorpresa. Eran normales la mayor parte del tiempo,
aunque algunas veces aparecía una línea recta de manera
inexplicable. Parecía que repetidamente sufrían de muerte cerebral.
Mientras analizaban los datos, una enfermera notó que los ojos del
sujeto se cerraron. Sus ondas cerebrales cambiaron inmediatamente por
las de sueño profundo, luego se pusieron rectas, y de manera
simultanea, su corazón se detuvo.

El único sujeto que quedaba que podía hablar comenzó a gritar para
que lo encerraran en ese momento. Sus ondas cerebrales mostraba las
líneas rectas del sujeto que acababa de morir por quedarse dormido.
El comandante dió la orden de sellar el cuarto con los dos
prisioneros dentro, junto con 3 de los científicos. Uno de los 3,
inmediatamente tomó un arma y abrió fuego contra el comandante,
matándolo de un tiro entre los ojos. Después apuntó al prisionero
mudo,y le voló el cerebro.

Apunto al prisionero que quedaba vivo, mientras que los demás
investigadores escaparon del cuarto. “No me encerraran con estas
cosas! No contigo!”, le gritaba al prisionero que estaba atado al
camastro. “QUE ERES?!” Demandó. “Necesito saber”!”

El prisionero sonrió

“Tan fácilmente te has olvidado de mi?”, el prisionero preguntó.
“Somos ustedes”. “Somos la locura que esta encerrada en todos
ustedes, rogando por libertad en cada momento de tu vida, desde lo mas
profundo de tu mente animal. Somos aquello de lo que te escondes en tu
cama todas las noches. Somos lo que duermes y silencias y paralizas
cuando te vas a tu cielo nocturno, donde no te podemos alcanzar”.

El investigador hizo una pausa. Apunto al corazón del prisionero y
disparo.

El EEG mostró una línea recta mientras el sujeto débilmente
murmuró “Casi… tan… libre…” “
puntos 4 | votos: 4
Herobrine - Recientemente Spawnee en un nuevo mundo single player de Minecraft.
Todo era normal al principio, así que comencé a talar arboles y a
crear items en mi cajita para crear items (Workbench). Me di cuenta
que algo se movía en la densa niebla (Tengo un computador muy lento,
así que tengo que jugar con una pequeña Render Distance (Mientras
mas baja esta opción, menos ves a tu alrededor, más niebla). Pensé
que era una vaca, así que la perseguí, esperando poder tomar algo de
cuero para la armadura. 

No era una vaca. Mirándome estaba otro personaje con el skin default,
pero sus ojos estaban vacíos. No vi pop-up con su nombre (o sea, el
nombre que sale arriba de uno cuando juegas en línea), y doble
chequee para asegurarme que NO estaba en el modo multiplayer. El no se
quedo mucho tiempo, me miro y rápidamente corrió hacia la niebla. Lo
perseguí por curiosidad, pero ya se había ido. 

Continué con el juego, no seguro de que pensar. Mientras me expandía
por el mundo vi algunas cosas fuera de lugar para lo que un Random
Map (Mapa al azar, el juego te crea mapas al azar en cada partida)
pudiese hacer. Túneles de 2x2 en las rocas, pequeñas pirámides
perfectas hechas de arena en el océano y arboledas de arboles con
todas sus hojas cortadas. Yo constantemente pensaba que había visto
al otro jugador en la profunda niebla, pero nunca tuve otra buena
vista de el. Intenté incrementar mi render distance pensando que
podría ver, pero fue en vano. 

Guarde el mapa y me fui a los foros para ver si alguien más había
encontrado a este Pseudo-jugador. No había nadie. Cree mi propio
tema contando sobre el hombre y preguntando si alguien había tenido
una experiencia similar. El post fue borrado antes de los cinco
minutos. Intente otra vez, y el tema fue borrado aún más rápido.
Recibí un PM de un usuario llamado Herobrine que contenía una
palabra: Detente. Cuando quise mirar el perfil de Herobrine, la
pagina era 404 (Típico error 404, pagina no encontrada). 

Recibi un email de otro usuario del foro. El dijo que los moderadores
pueden leer los mensajes de los usuarios en el foro, así que
estábamos seguros usando email. Este usuario decía que el había
visto al misterioso jugador también, y tenia un pequeño directorio
de otros usuarios que decían haberlo visto también. Sus mundos
estaban llenos con obvias construcciones hechas por hombres
también, y describían que el misterioso jugador no tenia pupilas. 

Cerca de un mes paso hasta que oí noticias de mi informante también.
Algunos jugadores que se han encontrado al hombre misterioso echaron
una mirada al nombre Herobrine y encontraron que ese nombre era
usado frecuentemente por un jugador sueco. Después de recopilar más
información, descubrimos que era que el hermano de Notch, el
desarrollador del juego. Personalmente le envié un mail a Notch, y le
pregunte si el tenia un hermano. Tomo un tiempo, pero el me respondió
de vuelta con un mensaje muy corto: 

Tenia, pero el ya no está con nosotros 
- Notch. 

No he visto al hombre misterioso desde nuestro primer encuentro, y no
he notado otro cambio en el mundo mas que los que yo he hecho.
Presione la tecla Print Screen (Para sacar foto) cuando lo vi por
primera vez. Aquí está la única evidencia que tengo de su
existencia.
puntos 6 | votos: 6
Lo que acecha en los campos - Fue solo hace algunas semanas que los bultos de paja empezaban a
alejarse de la casa. Cada mañana cuando despertaba, cada bulto se
movía algunos metros del lugar donde se encontraban. Asumía que eran
bromistas con cierta capacidad intelectual y métodos de diversión
limitados, así que lo ignore. En pocos días, los bultos empezaban a
alejarse hacia los límites de la granja. Estaba fastidiado del
jueguito para ese entonces y decidí colocarlos en su lugar. Me tomó
una tediosa hora ponerlos de nuevo en su lugar, cerca de la casa, y
para ese entonces estaba listo para romperle el cuello a cualquier
idiota que decidiera infortunarme de tal manera.

 

A la mañana siguiente, encontré a todos mis caballos decapitados…
El olor fue lo que me despertó. Cada uno de ellos acostado de lado
dentro su establo. No había señales de las cabezas. Pasé el resto
del día limpiando el desastre y enterrando los restos. Fue entonces,
cuando noté que los bultos de paja habían regresado a sus posiciones
del día anterior, esparcidos a los lejos, en los campos. Esta vez,
los dejé en donde los encontré, resignado, sin darles mayor
importancia a ellos sino a mis caballos. Sin duda, quien lo había
echo debía pagar por tal aberración.

 

Esa noche, me senté en el porche con mi escopeta en mano, y una taza
de café en la tabla a mi lado. Me senté por horas, fijando mis ojos
en el campo para tratar de encontrar al tipo que movía mis bultos de
paja. Finalmente, empecé a quedarme dormido… Y me hubiese quedado
dormido, a no ser porque en el momento en que mis ojos empezaban a
cerrarse, escuche a los arboles del bosque cercano agitarse y
estremecerse. Me levanté, con el corazón latiendo fuertemente;
Caminé, con mi escopeta al frente. Tenia que atrapar al bastardo.
Esperé ansiosamente por cualquier persona que se acercara lo
suficiente para sorprenderme o para yo sorprenderlo a él.

 

Fue entonces cuando algo se me acercó lo suficiente para poder yo
distinguir su silueta en la oscuridad. La cosa que asechaba en los
bosques cercanos a mi granja, parecía no notar que yo estaba sentado
cerca. Parecía acechar, encorvada con la postura de un ladrón de
carteras. De no ser porque, aun encorvada, tenía unos 4 metros de
alto, parecería frágil. Los delgados brazos y piernas, y su pecho
emancipado, me recordaban a un animal muriendo de hambre. Sin embargo,
esta cosa era increíblemente fuerte, pues vi como cargaba un bulto de
paja bajo cada uno de sus brazos con facilidad, y lo acomodaba con
cuidado a lo lejos. La observe trabajar, moviendo cada uno de los
bultos con cuidado. De vez en cuando se desencordaba para buscar por
más bultos en el campo, antes de ajustar el bulto en el que
trabajaba.

 

Antes de que decidiera retirarme, noté que miraba a mi casa. Sentí
sus ojos barrerme en la oscuridad, pero no estoy seguro de que me haya
visto. Entonces, esa cosa giró sigilosamente y regresó por donde
vino, a la oscuridad de los bosques. Me tomó una hora antes de
recuperar el valor para osar mover apenas un músculo nuevamente. Me
metí a mi casa después de un tiempo, pero no dormí en esa noche.
Fue solo hasta que el sol salió, que me atreví a poner un pie fuera
de mi porche hacia los campos. Los bultos de paja estaban donde los
había dejado, esa cosa. Sin embargo, noté que esta vez no los había
movido tan lejos como las noches anteriores; Parecían marcar una
especie de línea. Y mientras caminaba alrededor de la casa, vi que
formaban un distintivo círculo alrededor de mi casa, conmigo en el
centro. Me di cuenta que los bultos estaban formando una especie de
frontera, como si esa cosa estuviera enviándome un mensaje. Pude
dormir un poco esa noche, y solo porque estaba agotado.

 

La siguiente mañana, no hubo movimiento de los bultos. No se movieron
para nada por el resto de la semana, de hecho. Estaban finalmente
donde esa cosa quería que estuvieran. Enfermé tratando de
interpretarlos. ¿Por qué esa cosa habría invertido tanta energía
moviendo bultos de paja, y amenazarme con tanta violencia en caso de
que yo interfiriera? Asesinar mis caballos fue solo eso: una amenaza.
Una amenaza inteligente. Sabía que me asustaría, y sabía que
entendería las implicaciones. El sonido de un automóvil trabajando
cerca del camino a mi granja, un mañana, me dió un golpe de
emoción. Planeaba abandonar la granja desde que ví a la cosa, pero
no podía irme a pie sin arriesgar a que me hiciera lo que le hizo a
mis caballos. Pero, si podía llegar al automóvil que se aproximaba,
lo pararía sin importarme quien fuera, así tuviera que asaltarlos.

No tuve la oportunidad.

 

El carro avanzo lentamente por el camino. Le hice señales para que se
apurara. Fue cuando pasó entre dos de los bultos de paja que estaban
colocados en cada lado del camino, que escuché un estruendo en los
bosques. La cosa salió de repente de entre los árboles corriendo en
sus cuatro flácidos y terribles miembros hacia el automóvil. En solo
instantes, se lanzó al auto como un felino depredador; en segundos,
estaba pelando la carrocería de metal del auto, tratando de llegar al
conductor. El hombre, quien haya sido, gritaba, mientras yo solo
podía escuchar el crujido del metal y el romperse de lo vidrios. Fue
entonces que la cosa lo aplasto en su mano, cuando dejó de gritar el
hombre. Lo aventó, y se desencorvó para mirarme nuevamente.

 

A plena luz del sol, pude ver la falta de humanidad en ella. Estaba
compuesta de algo asqueroso, terrible y… vivo, lo cual estaba pegado
formando una burla del semblante humano.

 

La cosa se regresó a los bosques, y yo me no logré moverme, habia
presenciado algo que no pensaba hasta hace poco poder repetir, no
podía quitar mis ojos del lugar donde mis esperanzas sucumbieron. Mi
ojos miraban a donde se encontraba el auto, con la maquina todavía
trabajando, entre los dos bultos de paja. De repente, entendí. El
mensaje era claro. Soy el prisionero de esta cosa. Y no se me permiten
visitas. Nada podrá cruzar las fronteras que me impuso. Estoy
atrapado aquí, por lo que acecha en los campos. Y no me pide nada
excepto, que no puedo marcharme de aquí. Es su capricho, yo soy lo
que quiere. Aun así, no creo soportar ser el canario de esa cosa.

 

He pensado mucho en los últimos días, desde que ví como aplastaba a
ese hombre. Si cruzo la frontera de bultos de paja, probablemente me
hará lo mismo; Aplastará mi cráneo antes de que pueda poner mis
manos para protegerme… Después encontrara una nueva mascota que
pueda quedarse quieta sabiendo que esa cosa está esperando afuera,
observándola con esos grandes y brillantes ojos pero yo no puedo.

He estado pensando en los últimos días y… voy a intentar escapar.
puntos 8 | votos: 8
Hypno el pedófilo - Casi todos conoceremos a Drowzee, un Pokémon carismático y alegre.
Si bien, si conocemos a Drowzee, También conoceremos su evolución.
Hypno. 

Hypno ha sido visto en capitulos de Pokémon y juegos de este. Uno de
los sucesos mas recordados de este Pokémon es el caso de Pedrita. 
Una niña de Isla Secunda, En Pokémon Rojo fuego/Verde hoja, Al
llegar por primera vez a esa isla, el padre de esta nos pedira
desesperadamente que busquemos a su hija en isla Tera. 
Una vez que llegamos,nos dirigimos a Bosque Balla. 
Sin mencionar de que encontramos varios Drowzee en el, al llegar al
ultimo lugar del bosque, vemos a Pedrita, Cuando hablamos con ella,
esta estará llorando, y  hablará de un Pokémon que la asusto mucho.
En el instante en el que que termina de hablar, un Hypno sale de la
hierba y tienes que pelear.  Lo mas curioso de esto, es que su padre
nos dice al principio, que todo el tiempo va a buscar ballas al
bosque. Como es posible que esta se pierda al conocer bien el
camino?... Acaso Hypno la hipnotizo para abusar de ella?





LOS MEJORES CARTELES DE

Número de visitas: 7369534041 | Usuarios registrados: 1947385 | Clasificación de usuarios
Usuarios on-line: 6439, 3 registrados, 6436 visitantes
Carteles en la página: 7750315, hoy: 90, ayer: 208
blog.desmotivaciones.es
Contacto | Reglas
▲▲▲

Valid HTML 5 Valid CSS!