En Desmotivaciones desde:
11.07.2015

 Última sesión:

 Votos recibidos:
bueno 10948 | malo 283
GeekPrincipalero Nivel 2Veterano Nivel 3

puntos 19 | votos: 19
He dejado de pedir perdón - y no me siento culpable.
puntos 4 | votos: 4
Me desperté hoy hambrienta, - no demasiado, más bien vacía.

¿Cuánto tiempo estuve durmiendo para olvidar que disfruté el sabor
de la miel?
Con el dinero compré píldoras que jugaban con la realidad, 
el tiempo se derritió en mi abandonado municipio, en mi vida oscura y
durmiente.

Un carpintero afila su cuchillo para formar mis clavículas,
son como puentes a mi corazón cansado.
La nuca de mi cuello, un camino de adoquines a mi cráneo.

Mi lucidez se fue.

 Dejó ese camino hace mucho tiempo,  a través de la piel como la
nieve; 
el resplandor del verano hace mucho tiempo que se desvaneció. 
Tropecé con los somníferos, golpeé mi cabeza pero nada lastimó mis
nervios. 

No maté al dragón, me quedé dormida y soñé que lo había matado. 
Y, para permanecer en la oscuridad, reflexioné.

 Desearía que supieran cuánto lo odio. 
Desearía saber cuánto tiempo he esperado 
salir de este reino que yo misma creé.
 
Una vez mi casa se agitó, el miedo vino, se infiltró. 
Ahora estoy conquistada, 
mi mirada vacía se desliza entre la cordura enterrada bajo el terror.


Desperté hoy, hambrienta.
 El dragón convirtió mi comida en cenizas, o quizá quemó mi
lengua.
 Él me encerró para ver pasar el tiempo como una película. 
Solo podía mirar para confundirme a mí misma con el reflejo de un
cristal agrietado. 
No reconocía la delgadez, lo hundido, la tez. Mis dedos fríos y
debilitados.

Una memoria aún perdura de los días más bonitos;
cuando estaba completamente despierta, coloreada por los rayos del
sol. 
Mi sonrisa no era falsa.

 Rechinan mis dientes aunque me duela la mandíbula.
Me hundo en el lago, tiemblan mis extremidades para mi ahogada
seguridad.
 Arropada en mi tumba, bajo las olas los mundos de la bruma del lago
sucio, 
privando a los pulmones de la pureza. 

Cuando mi corazón se acelera sé que estoy viva. 
Cuando mi corazón se desacelera sé que voy a sobrevivir. 

Aunque me siento estúpida por los medicamentos, 
son la única comida que me puede sacar de la cama.

Entonces, bésame despierto con los labios agrietados a través de las
sábanas arrugadas. 

Felizmente, despiértame de este sueño polvoriento, mohoso y
medicado.
Buenas noches.
puntos 12 | votos: 12
Te dedicaría una canción, - pero no hay melodía que te describa.
puntos 7 | votos: 7
Es jueves, uno de esos tan tristes - que hasta el cielo llora. 

Sé que es la metáfora más usada y vacía de toda la literatura,
pero puede que la necesite
porque yo también me siento algo usada y vacía.
puntos 7 | votos: 7
Él nunca me creyó. - Ni cuando le dije que tenía una sonrísa preciosa,
ni cuando juré que sus ojos eran perfectos,
ni cuando suspiré que su cuerpo era en sí una obra de arte.

Él siempre le sacaba defectos a todo lo que yo amaba.

Diciendo que su sonrísa no era nada del otro mundo
que sus ojos simplemente eran marrones,
que su cuerpo era excesivamente delgado.



Hasta que lo entendí. Él tenía razón.

Era la manera en que me sonreía a mí,
cómo me miraba,
cómo le sentía cuando nos abrazábamos.

Por eso, yo también estaba en lo cierto.



Porque hasta cuando sabía que forzaba la sonrísa,
cuando veía en sus ojos el brillo que incita a llorar,
cuando al rozarle le sentía sudando nerviosamente;

  yo no dejaba de sentir las ganas de querer besarle.

puntos 11 | votos: 11
Te quiero, - pero soy consciente 
de que mi manera de querer da asco.
puntos 7 | votos: 7
El que nada se cuestiona, - nada sabe.
puntos 6 | votos: 6
Más pájaros en la cabeza - que tiros a quemarropa.
No intentes hacerme creer que no sé volar;
caen gotitas de sangre que se creen lluvia.
puntos 5 | votos: 5
No hubo te quieros, - ni cursiladas todo a cien;
un depredador en su mirada, calma en su semblante.

-¿De dónde sacaste esos ojos
tan bonitos y tristes?
-Conocí a una chica que podía hipnotizar.

Supongo que reí.

A cada botón desabrochado de mi camisa,
más sincera era su sonrísa,
más triste, etéreo e irónico el momento.

Estaba apunto de conocer a otra.
puntos 6 | votos: 6
Durmió entre lobos, sin miedo; - los lobos sabían que había un león entre ellos.

puntos 26 | votos: 26
Un placer coincidir en esta vida. -
puntos 5 | votos: 5
He aprendido que nadie - se enamora en una cafetería,
la gente se enamora de madrugada y en soledad.
puntos 6 | votos: 6
Cada noche, - ella cambiaba un poquito más, 
se quedaba despierta hasta tarde,
y su amor crecía un poco más.

Ella quería amarlo todo, a todo y a todos.

Pero lo más bonito en ella, era que quería salvar el mundo;
el mismo mundo que era incapaz de recordar su nombre.
puntos 9 | votos: 9
¿Qué clase de monstruo eres - cuando tu arma más poderosa es amar?
puntos 11 | votos: 11
Una golondrina trata de cantar - tras haber sido tiroteada;
al mundo solo le interesa el hecho de que desafine.

puntos 11 | votos: 11
Yo sé que todos los días - me digo que yo voy a cambiar mañana;
pero esa frase me la dije ayer, asi que imagina hoy mis ganas.
puntos 9 | votos: 9
En ocasiones besar a los demás - supone besar nuestra propia alma.
puntos 12 | votos: 12
Guerreros en busca de batallas - que pierden guerras.
puntos 18 | votos: 20
Quien no se mueve - no siente las cadenas.
puntos 8 | votos: 8
Horas después sus sábanas - aún olían a ella; a su pelo, a su perfume, a su risa.

Y cómo explicar que hasta durmiendo solo, 
la sentía allí;
si la cama seguía helada.

puntos 23 | votos: 23
Ojalá nunca te abracen - por última vez.
puntos 10 | votos: 10
Quererte como ninguna - y  olvidarte como a cualquiera.
puntos 9 | votos: 9
Hasta que decides - encerrarte en ti misma, 
el único lugar donde te sientes segura porque es 
en el que nadie hace preguntas.
puntos 9 | votos: 9
Disparo a bocajarro - y ni me inmuto.
puntos 7 | votos: 7
Ruido en la calle, en mí el silencio. - Busco un acorde y un par de versos para cantarte, 
algo que te haga ver el vaso medio lleno.

Sé que no puedo cambiar el mundo, pero me basta si cambio el tuyo;
 solo pretendo hacerte sonreír, al menos un momento

De madrugada, si tienes ganas,
 un grito al aire, y un par de cañas nos darán cuerda, 
para sobrevivir hasta por la mañana

puntos 10 | votos: 10
Me dejó uno de sus libros - y con él, parte de ella.

Hojas en las que me llegó a doler el pecho;
no tanto por la historia, 
sino por las manchas negras de maquillaje
que susurraban que ella había llorado al leer.
puntos 7 | votos: 9
Soy una perra de raza - potencialmente cariñosa.
puntos 10 | votos: 10
La pintura es poesía muda; - la poesía, pintura ciega
puntos 10 | votos: 12
No está lloviendo - y me pesan las alas.
puntos 11 | votos: 11
Pocas cosas embellecen tanto - a alguien como verle hablar de algo que ama.

puntos 5 | votos: 5
Ríete conmigo, - ríete de mí.

Pero por lo que más quieras,
ríe.
puntos 15 | votos: 15
pero entonces decidiste - que simplemente el púrpura no era para ti.
puntos 11 | votos: 11
Si no puedo bailar para ella, - no es mi revolución.
puntos 23 | votos: 25
Le cedí lo más íntimo de mí; - mis miedos.
puntos 8 | votos: 8
Cuando eres un niño coloreas - con cierto abandono imprudente;
coloreas fuera de las líneas, coloreas tal y como lo sientes.

Elefantes azules,
árboles violetas,
osos rojos,
océanos verdes,
todo encaja.

A medida que creces todos te dicen
que debes mantenerte dentro de las líneas,
que debes colorear tal y como lo ves.

Acabas pintando por números.

Por eso, si realmente pintas,
si amas cantar, escribir, bailar o actuar;
creo que deberías hacerlo tal y como lo sientas.

Imagina fuera de las líneas.
Quiero ver océanos verdes y osos rojos.
Amo escuchar a los árboles violetas.

Anhelo leer elefantes azules.

puntos 11 | votos: 11
Hace tiempo que no me hago caso. -
puntos 29 | votos: 31
Vivimos en mundo en llamas - rodeados de hielo, hasta que aparece quien nos derrite.
puntos 9 | votos: 9
Soy como un águila - que enjaulaste pensándo 
que no era lo suficientemente fuerte para escapar.

Ahora me niego a dejar que me hagas sentir
que no puedo volar;
no solo voy a elevarme, seré la dueña del puto cielo.
puntos 13 | votos: 13
Cargo con la maldición - de que nadie que me pierda 
consiga encontrar a alguien más como yo.
puntos 10 | votos: 10
A veces cuando crees - haber vencido a todos tus demonios,
llega quien te muestra que ocupó su lugar;
que los dejó en libertad.

puntos 13 | votos: 13
Fuiste mi canción favorita - pero me cansé de bailarte.
puntos 14 | votos: 14
Este querer verte - para odiarte algo menos.
puntos 27 | votos: 29
Luchar sabiendo que perderás - también te hace ganador.
puntos 12 | votos: 12
Él (ata)rdece, - ella (ama)nece.
puntos 11 | votos: 11
Tus gritos estan por despertar - mi silencio; y créeme, él hace muchísimo más ruido.

puntos 12 | votos: 12
Me hago un vestido con todo - lo que he perdido, y ya tiene sentido sonreír.
puntos 10 | votos: 10
Me dejé caer en el sofá - completamente desnuda y cerré los ojos.

El chasquido de su mechero. 
En su cigarro,
humo que se entretenía danzando sútil por mis caderas.
Punto y coma;
tanto para él como para mí.

Yo tarareé Romeo and Juliet en bajo,
él acabó por apagar la colilla con el pelo al aire,
viéndo anochecer.

Cerró las cortinas. Ojos almendrados posados en mí.
Musitó que era preciosa, supongo que reí.
puntos 11 | votos: 11
Nunca estamos lo suficientemente - lejos de aquellos a los que odiamos.

Por esa misma razón,
nunca estaremos demasiado cerca de quienes amamos.
puntos 9 | votos: 9
Reina del drama dejándo morir - colores de inanición.
puntos 15 | votos: 15
Contó cada uno de mis defectos, - con el tiempo, con paciencia; y los besó.





LOS MEJORES CARTELES DE

Número de visitas: 10005364411 | Usuarios registrados: 2017810 | Clasificación de usuarios
Carteles en la página: 7925487, hoy: 26, ayer: 183
blog.desmotivaciones.es
Contacto | Reglas
▲▲▲

Valid HTML 5 Valid CSS!